Inicio Deportes Cruz para el reloj y produce a los 40 como si tuviera...

Cruz para el reloj y produce a los 40 como si tuviera 28

  • Su swing promedio es de 93.9 millas y ha topado las 116.6
  •  Su aporte ofensivo está 81 puntos por encima de la media

Como si se tratara de un móvil de última generación, a un bateador de Grandes Ligas se le exige un software actualizado, esa habilidad para procesar en 0.4 segundos la trayectoria de una pelota que viaja hasta 100 millas por hora y conectarla con un swing sobre las 90 mph. Y el hardware como los iPhones, una condición física de primera para soportar tantas prestaciones.

Moisés Alou tenía el software al día hasta que se retiró (bateando sobre .300 hasta los 41 años), pero el hardware no daba más; David Ortiz por igual. Son excepciones a la regla, errores estadísticos, uno en lo que Nelson Cruz se inscribe.

Cruz cumplirá 41 años el primero de julio y solo Albert Pujols (que alcanzó esa edad en enero) y Rich Hill (en marzo) son mayores que él. La media de edad en la liga esta campaña alcanza los 28.6 años, de acuerdo a Baseball-Reference. Cuando Cruz debutó en 2005, con 24 años, la media alcanzaba los 29.2.

Lo cierto es que el montecristeño responde con el madero mejor que el bateador estelar en su pico. Cruz comenzó la jornada del lunes con una línea ofensiva de .321/.375/.655 en promedios de bateo, embasarse y extrabases, ya suma ocho jonrones para llegar a 425 de por vida y dejar atrás a su referente dominicano de época, Edwin Encarnación, y 21 carreras remolcadas.

Su swing promedio es décimo en toda la liga con 93.6 mph de acuerdo con Statcast, una casilla que domina Giancarlo Stanton con 98.7.

Relegado a bateador designado desde 20016 por sus deficiencias defensivas, con los Mellizos tiene aporte ofensivo de 81 puntos por encima del bateador promedio (wRC+) y se ubica octavo en esa casilla en la Liga Americana. En el primer mes de la campaña coleccionó 1.1 victorias sobre jugador reemplazo (WAR), mayúsculo si se toma en cuenta que no suma ni con el bate ni con el corrido de las bases.

Desde que se unió a Minnesota previo a la campaña 2019 no ha parado de dar razones al equipo para retenerlo. En los primeros 162 encuentros disparó 56 jonrones, la tercera mayor cantidad para un jugador que se une a un club en el equivalente a una campaña completa, solo detrás de Mark McGwire (71, Cardenales) y Babe Ruth (64, Yanquis).

Una carrera que le habrá pagado US$124 millones cuando termine su actual de US$13 MM por el actual curso.

¿Retiro?

“Mi cuerpo se siente muy bien. Mi mente también está bien. Así que no hay razón. Todavía amo el juego. No sé qué más hacer. Tengo algunos planes después de la jubilación, pero aún no estoy listo”, dijo Cruz cuando renovó su más reciente contrato.

Un arranque que demoró

Cruz fue firmado a los 17 años por los Mets en 1998, pero que nunca jugó un partido con el equipo y demoró su debut profesional hasta los 20 (2001) con los Atléticos puesto que terminaba el bachillerato. Llegó al Big Show con los Cerveceros (2005) y encontró la regularidad a los 26 (2007). Sin embargo, fue a los 28 ya en los Rangers cuando despega con su primera temporada de 33 jonrones y 76 remolcadas. Entre 2010 y 2019 nadie pegó más cuadrangulares que los 346 suyos. Fue en los 30 cuando comienza el declive natural de los bateadores, que llegó lo mejor de Cruz y en ese tramo tuvo una línea de .279/.350/.537 con 34 vuelacercas y 92 producidas de media.

Su labor filamptropica se ha encargado de agrandar su vitrina con premios como Muhammad Ali 2020 y el Marvin Miller Man of the Year Award 2020, votado por los jugadores al liderezgo y labor comunitaria.

RELATED ARTICLES

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Mas Popular

A %d blogueros les gusta esto: